Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Republica de colombia

Afectados por primera temporada de lluvias de 2020 se redujeron en un 64.7% en comparación con el 2018

Omitir vínculos de navegaciónUNGRD > Afectados por primera temporada de lluvias de 2020 se redujeron en un 64.7% en comparación con el 2018
16/06/2020 18:09
Afectados por primera temporada de lluvias de 2020 se redujeron en un 64.7% en comparación con el 2018
Afectados por primera temporada de lluvias de 2020 se redujeron en un 64.7% en comparación con el 2018.

Con la llegada de la segunda quincena de junio se inicia el tránsito entre la primera temporada de lluvias del país (16 de marzo a 15 de junio) y la segunda temporada seca que se extenderá hasta mediados del mes de septiembre.

De acuerdo con el reporte de la Sala de Crisis Nacional de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres -UNGRD, durante la primera temporada de lluvias del 2020 se registraron un total de 265 eventos en el país, entre los que se cuentan vendavales (85), movimientos en masa (56), inundaciones (52), temporales (45), crecientes súbitas (23) y avenidas torrenciales (4).  En comparación con 2018 (591 eventos) un 55% menos y un 37.3%  menos que en 2019 (423 eventos).
 
Así mismo, estos eventos dejaron de manera desafortunada, 9 personas fallecidas, 14 heridas y ninguna desaparecida. Afectaron a 52.082 personas, las cuales se redujeron un 64.7% en comparación con las 147.912 personas afectadas en 2018 y un 29% menos en comparación con las 73.000 que se registraron en la misma época del 2019.
 
Los eventos se registraron en 193 municipios de 27 departamentos, que en comparación con los municipios afectados en 2018 y 2019 se redujeron en un 47.4% y 32% respectivamente. Los departamentos con mayor incidencia de eventos durante esta primera temporada de lluvias del 2020 fueron  Risaralda, Antioquia, Nariño, Atlántico, Chocó y Huila.
 
En materia de infraestructura, este año se registró afectación en 6.478 viviendas y se destruyeron 84. De igual forma, se vieron afectadas,  32 vías, 15 puentes vehiculares, 10 puentes peatonales, 11 acueductos y 2 alcantarillados.
 
“Hoy 16 de junio se da por terminada la primera temporada de lluvias en Colombia y se da inicio a la segunda temporada seca. Hago un llamamiento a los gobernadores y alcaldes, a los Consejos municipales y departamentales de Gestión del Riesgo, para que de una vez elaboren sus planes para esta temporada seca, especialmente en lo que tiene que ver con incendios forestales y la reducción de agua para temas de acueductos en toda Colombia”, manifestó el Director de la UNGRD, Eduardo José González Angulo.
 
De acuerdo con el IDEAM, entidad técnica del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, “En los meses de junio y julio se prevén lluvias por debajo de lo normal, especialmente en las regiones Caribe y Andina”, en tal sentido, “Se recomienda tomar las medidas preventivas en el uso adecuado, manejo y monitoreo del agua, así como en la prevención de incendios forestales, y hacer monitoreo de la calidad del aire y del control de heladas”.
 
La entidad también señaló que la primera Temporada de Lluvias del 2020 registró “valores por debajo de lo normal, especialmente en las regiones Andina y Caribe. Si bien se vienen presentando lluvias en las dos regiones, estas no han alcanzado los valores promedios climatológicos para la época, sobre todo en el mes de abril. Sin embargo, en el mes de mayo se registraron lluvias, en algunas zonas hubo valores extremos de lluvias y la distribución no estuvo acorde con lo esperado en condiciones climatológicas normales”.
 
De igual forma, se indica que para los meses de junio y julio se pronostica una disminución considerable del volumen de las precipitaciones en el Caribe y la región Andina y lluvias por encima de los promedios en los departamentos de Arauca, Casanare, Nariño y Amazonas. Comportamiento normal para el resto del país.
 
Es importante señalar que posiblemente para el mes de julio puedan presentarse lluvias extremas en los Llanos Orientales y el occidente de la Amazonía.
 
Frente a este panorama, la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, hace un llamado para mantener los planes activos de contingencia frente a eventos asociados a las lluvias, pero de forma paralela empezar a trabajar en los planes de la temporada seca, especialmente que permitan la contención de los incendios forestales y el desabastecimiento de agua, esto como una recomendación para trabajar entre todos los sectores y la comunidad.